Domingo, 11 de mayo de 2008

El protagonista y narrador de esta historia se empotra contra el descapotable de una irritante ejecutiva en lunes a las ocho de la mañana. Ciertamente, él se distrajo un poco, pero ella no tenía por qué frenar en seco ni, desde luego, escupirle todos los insultos del diccionario. Por ello, y para hacer soportables las tardes de aquel bochornoso verano, decide dedicarse al acecho y aniquilación moral de Sonsoles. La flaqueza del bolchevique sería una novela absolutamente cómica si no fuera por el carácter inquietante que adquiere a medida que se complican las argucias del protagonista. Una historia a caballo entre la comedia, la intriga y el melodrama.

 

Tenía curiosidad por Lorenzo Silva, un escritor del que sólo había leído algún artículo y entrevistas y que me parecía interesante. Cosa que ha corroborado con La flaqueza del bolchevique, una novela corta que se lee en un par de horas, con un buen ritmo, cinismo, mala lache, y un protagonista perdido con reflexiones peregrinas sobre la vida y una pasión inesperada hacia una adolescente. Me ha gustado. Y te deja con un sabor amargo.

 

Hubo un tiempo en que me preocupaba oscilar de la desesperación a la ligereza con tanta facilidad como quien cambia de corbata, pero desde que comprendí que ser ciclotímico es una vacuna contra otras formas más fatigosas y antipáticas de trastorno mental, acepto con gusto las variedades de mi ánimo.
Lorenzo Silva
La flaqueza del bolchevique


Tags: flaqueza del bolchevique, Lorenzo Silva

Publicado por elchicoanalogo @ 22:23  | Libros...
Comentarios (2)  | Enviar
Comentarios
?Has visto la pel?cula? No te la pierdas (!) Sonrisa Saludos...
Publicado por sylvia
Lunes, 12 de mayo de 2008 | 11:57
Pues no, no la vi, y ahora tengo m?s ganas de hacerlo.
Un abrazo inmenso
Publicado por elchicoanalogo
Lunes, 12 de mayo de 2008 | 12:48