Domingo, 26 de abril de 2009
El sol, el sabio viejo, desvanece
pequeñas dudas de oscuridad, dejadas
por resolver hasta ahora. Tiemblan
algo sus manos, y temblamos
árboles y nosotros, al sentir
que un minuto que pasa ha de arrancar
brusco, vendas de la sombra, y ahora la precisa
navaja de la luz caerá recta, y ahora
chillará la delgada inquietud de la flauta
de Iblis, y lo veremos todo, y todo más allá
de espacios de fulgor, impenetrables
como el cristal. Claro el mundo, diremos:
tú lo has querido, te lo buscaste, por la noche,
cuando sólo dormías para despertar
y no quisiste creer que la vida
ignota se te haría, más que el sueño.
Gabriel Ferrater
A media mañana (traducción de José Agustín Goytisolo)

Tags: A media mañana, Gabriel Ferrater, José Agustín Goytisolo

Publicado por elchicoanalogo @ 10:57  | Poes?a
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios