Jueves, 02 de julio de 2009
Te dije que tengo miedo del papel blanco.
Me dijiste que sólo hay que escribir lo que piensas.
Vale.
Estaba pensando en los nexos que unen y apartan a los hombres.

Se dice que el siglo XX fue el siglo de una expansión de los diferentes medios comunicativos, sobre todo audio-visuales. Un 95 por ciento de la población mundial ve la televisión. Aproximadamente un 40 por ciento lee los periódicos y cada día más y más personas utilizan Internet.

Noticias internacionales de hoy: Golpe en Honduras, El régimen iraní inicia la purga de rivales políticos, Rusia dice adiós a los casinos y casas de juego…

Supongo que a un campesino de Serbia, que está preocupado por tanta lluvia que le va a destruir la producción de trigo, no le interesa ni un bledo qué pasa en Honduras. Los pobres del Congo nunca van a entrar en un casino y un adolescente de Alabama no tiene ni idea dónde está Serbia. La mayoría de gente es así. No sale de su patio, la pantalla les diseña las opiniones, actitudes, deseos. Les entorpece y atonta. Pero no les juzgo. Dentro de su mundo ellos viven sus vidas. Menos mal que no todos son así. Menos mal que hay aquellos con la mente viva y abierta, curiosa.    

La ciudad en la que vivo en un tiempo muy lejano se llamaba Sirmium. Durante un período fue la capital del Imperio Romano. Hoy es una ciudad tranquila, muy hermosa en la orilla del río Sava, arruinada económicamente. Los jóvenes, mis alumnos, dicen que aquí no pasa nada. A veces intento discutirlo. Hoy les podría decir, por ejemplo, que en los últimos dos meses por aquí pasaron un austriaco y un español. ¿A qué se debe eso? ¿A las circunstancias o a los individuos?

Si conoces a un serbio no tarda mucho en invitarte a su casa. “Pasa. Te mostraré mi mundo” Ante lo desconocido ¿cómo reaccionas? ¿Te gustaría probar las hormigas gigantes? ¿Tienes ganas de intentar bailar salsa con dos piernas izquierdas en frente del público? ¿Te atreves a hacer puenting?  ¿Entras en los callejuelos de una ciudad en la que acabas de llegar? Serbia no es un riesgo a muerte. Tampoco es un territorio salvaje o exótico. Está arraigada en Europa, en su historia y es parte de su civilización. ¿Y cómo pudo ocurrir que al final del siglo XX un país europeo fue bombardeado? ¿Para castigar a quien? ¿A un hombre enloquecido, a un grupo político, o a la gente inocente?

Los serbios son gente abierta, amistosa y afectuosa, de buenos deportistas y comida muy rica. Una población sufrida y empobrecida pero inventiva y con muchas ganas de salir de este “cárcel” en el que estamos por causas políticas. Parece que el mayor error que hicimos es haber construido la casa en la mitad del camino. Y en esta casa nos habíamos peleado, porque somos a veces envidiosos, temperamentales y nos creemos más inteligentes de lo que somos.

Además, Fernando y yo llegamos a la conclusión de que Serbia es una isla dislocada y perdida de España. Encontramos muchas similitudes entre nuestros países, tanto en los aspectos buenos como en los malos. Queríamos conocernos. Los papeles, ficheros, videos guardan informaciones, pero los hombres los componen y transmiten.


Tags: serbia

Publicado por elchicoanalogo @ 9:08  | Voces amigas
Comentarios (2)  | Enviar
Comentarios
Buenas noches, laku noć.

Pensaba entrar como usuario registrado, pero no pude encontrar mi identidad, y eso es algo que nos ocurre ?ltimamente a los seres humanos. Casi escribo algo como an?nimo, pero no ser?a justo, as? que probar? de esta manera.

Nuestra amiga Verica (el blog no permite cir?lico) me ha hecho llegar hasta aqu?, donde anteriormente hab?a pasado largos ratos de paz y quietud, con la literatura fernandina, y que por lamentables descuidos y faltas de tiempo, se me hab?a imposibilitado regresar... Siempre nos quedan asuntos pendientes.

Hoy me llama el R?o Sava, las cercan?as de Belgrado, curiosamente de leer las angelicales palabras de una serbia muy especial, donde se compara a su pa?s con Espa?a, me viene a la memoria la comparaci?n que hiciera un amigo, Michael, de las ciudades h?ngaras, en especial Budapest (uni?n de Buda y Pest...) con las argentinas...
Publicado por Pablo H de Freijo
Mi?rcoles, 30 de septiembre de 2009 | 0:56
?Has visto que cosa m?s hermosa escribi? Verica? Pon Serbia en tu lista de viajes, no te arrepentir?s, primo, linda tierra y linda gente, un lugar inolvidable.
Abrazos afreijados
Publicado por elchicoanalogo
Mi?rcoles, 30 de septiembre de 2009 | 20:03