Lunes, 09 de julio de 2012

Abro mi cuenta de correo. Me falta el lunes de Anay, la cita, el poema, la canción. Deberé esperar a septiembre. Ese pequeño gesto conseguía hacerme sonreír y recordarme que, además de fanatismos, egoísmos y ceguera, también hay bondad, comprensión y generosidad.

Escucho un disco de Aarktica. Un personaje de Dick se preguntaba ¿Es esto real? Miro a mi alrededor, la baldosas rojas del balcón, las líneas rectas de la barandilla, la ropa tendida, las torres de electricidad que sobresalen de los tejados,  las nubes distantes y una estela de avión. Me fijo en la estela, se difumina y pierde su forma, se confunde con las nubes, desaparece. Siento la realidad parecida a esa estela, algo no del todo definido, algo que se confunde con el fondo y que termina por desaparecer. Me pregunto si el azul del cielo, las toallas rectangulares, el sonido de la carretera es todo lo que puedo ver, si no habrá otra realidad detrás de esta.

Pienso en las confluencias del espacio y tiempo y lo vertiginoso que es coincidir, en una mochila roja plegada en una esquina, en los libros que me quedan por leer, en los que nunca leeré, en las ausencias que duelen y los recuerdos que calman, pienso en las consultas, especialistas y hospitales del último mes y medio, en el doctor Sachs de la novela de Winkler que estoy leyendo, pienso en las hojas en blanco de mi pasaporte, en el mapa que hay en mi mochila, en los mapas que he perdido entre mis libros.

Se encienden las farolas. Es un no lunes.


La frontera (Anay Sala Suberviola)

Entre serenarme              o sofocarme
entre enmudecer              o entristecerme
entre lamentarme             o sonreírme
entre resignarme              o resistir
entre recordar                  o recordarte
entre ser amable              o maldecirte
sobreviven los versos
que te di.
                                                           Ajenos
                                                           a la polémica.





Tags: welcome home, aarktica, espacios en blanco, la frontera, Anay Sala Suberviola, Ý (turno de réplica)

Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios